Seleccionar página

CASETAS DE OBRA

ALQUILER / VENTA

PROFESIONALIDAD A PRECIO REDUCIDO

 

Nuestras Casetas de obra son las favoritas de un gran número de encargados de obra españoles, su durabilidad, confort, tamaño  y relación calidad / precio nos convierten en la mejor opción para estar tranquilos. Nos encargamos de toda la gestión, no se tendrá que preocupar por nada.

 

%

Confort

%

Durabilidad

%

Calidad/Precio

Características principales de nuestras Casetas de Obra

Casetas de Obra

Todas las instalaciones de casetas de obra cumplen las ordenanza de General de Seguridad e Higiene en el trabajo, también cumplen con el reglamento electrotécnico de baja tensión, además de otras normas técnicas

  • Laterales del módulo: las casetas de obra llevan panel de 40mm. de grosor compuesto de chapa de acero prelacada normalmente blanca sobre base galvanizada por las dos caras y  un buen aislamiento intermedio acústico y térmico a partir resinas de alta calidad.
  • Doble techo: porespán y acabado interior a partir de planchas de acero lacado en blanco.
  • División de interiores:  Propiedades semejantes al cerramiento exterior.
  • Suelo metálico:  chapa de acero galvanizada de 2mm. de grosor, tabla hidrófuga de 16mm., suelo vinílico.
  • Puertas / Ventanas exterior: las puertas  y ventanas con marcos de aluminio lacado y cerramiento a partir de panel de sándwich.
  • Puertas interior: las puertas de la caseta de obra están fabricadas de melamina normalmente canteada por las dos caras y los marcos de aluminio lacado en blanco.

 

Módulos de Obra

Durante el desarrollo de una obra de construcción, varios elementos toman parte para poner en marcha el proyecto. Si bien es de suma importancia considerar la calidad de los materiales, el presupuesto para la ejecución de la misma y los equipamientos requeridos, no es menos importante definir la habilitación de espacios estratégicos que facilitarán el desarrollo de la obra.

Teniendo en cuenta que el uso efectivo del tiempo es un punto clave que determina la culminación del proyecto y, por tanto, su coste, es entonces fundamental contar con espacios que permitan cumplir con tareas como el almacenamiento de los insumos y revisión de los planos de la obra. También disponer de áreas que satisfagan las necesidades básicas del personal a lo largo de su jornada laboral.

Casetas de obra prácticas

Las casetas de obra son una opción práctica para dinamizar y aprovechar los espacios que se encuentran alrededor de la construcción propiamente dicha. La incorporación de este tipo de estructuras prefabricadas al perímetro de la obra puede ser la diferencia entre seguir el patrón tradicional o innovar y realizar una buena inversión. Pueden encontrarse modelos disponibles en el mercado que abarcan un sinfín de opciones, comprendiendo desde oficinas para supervisión de la obra, comedores y vestuarios para los trabajadores, salas de almacenamiento, salas sanitarias, hasta puestos de vigilancia.

Ante una emergencia o una necesidad imperante de aumentar su capacidad de almacenamiento, las casetas de obra son la primera opción. Son fáciles de transportar y ensamblar, presentan versatilidad en la distribución de sus espacios y pueden reorganizarse en el área de acuerdo a cambios en la necesidad de espacios o simplemente por cambio de locación. Como un gran punto a favor está el hecho de que las casetas prefabricadas pueden ser utilizadas en diversidad de proyectos, debido a su facilidad para ser movilizadas y reubicadas.

Casetas prefabricadas

Para apreciar el provecho que se puede sacar al hacer uso de esta opción, es importante tener en cuenta los gastos de transporte y tiempo que genera la movilización del personal desde las oficinas centrales hacia la obra para supervisar el plan de construcción a diario, sumado al incremento de los riesgos de ocurrencia de situaciones indeseadas.

En contraste a las casetas de obra prefabricadas, se encuentran las casetas que se construyen con los propios materiales de la obra y que luego terminan siendo demolidas al culminar la construcción, con lo que el material invertido, tiempo y mano de obra terminan siendo desperdiciados.

Estas unidades prefabricadas pueden presentar un diseño básico o un diseño más novedoso, de acuerdo a las necesidades y gustos del cliente. Pero conservando siempre la esencia amigable y confortable que le permite gozar de una versatilidad inigualable. Entre sus atributos más llamativos se encuentran su facilidad para ser ensambladas y ubicadas en el área, lo que ahorra tiempo y talento humano para levantarlas.

La posibilidad de apilar unas con otras para obtener mayor capacidad de almacenamiento, siendo en este caso que el proyecto cuente con determinada cantidad de casetas para almacenar materiales de construcción y al necesitar almacenar mayor cantidad de materiales se realiza la compra de una nueva unidad.

Esta puede ensamblarse o apilarse con las anteriores sin mayor necesidad de modificación del espacio preexistente, así como la flexibilidad de las mismas al momento de reorganizarlas internamente simplemente moviendo paneles. De manera que una unidad pudiera usarse para un fin particular en un proyecto y después de ser movilizada y reorganizada podría tener una utilidad diferente en un nuevo proyecto, dependiendo del modelo adquirido.

Módulos prefabricados de obra

Las casetas de obra prefabricadas pueden ser alquiladas o compradas bajo medidas de modelos preestablecidos, de acuerdo a medidas solicitadas por el cliente o solicitando una ampliación o modificación leve de un modelo ofertado. Por lo general, los modelos disponibles presentan un área mínima de 4 mts2. Su estructura puede construirse con paneles ensamblables tipo sándwich ligeros a base de acero o PVC, con aislante térmico y acústico.

Materiales que son resistentes a lo largo del tiempo, no ceden fácilmente ante las condiciones climáticas variables y que requieren poco mantenimiento. En caso de algún desperfecto producido en las unidades, existen proveedores que brindan el servicio de mantenimiento y reparación, lo que prolonga la vida útil del producto.

Las nuevas tendencias en arquitectura han puesto en el escenario la incorporación de detalles que nos llevan a adoptar un estilo con rasgos sustentables. De manera que las casetas de obra prefabricadas persiguen también el objetivo de hacer un consumo eficiente de la energía, por lo que se hace un máximo aprovechamiento de la luz solar. Sirve para utilizar la menor cantidad de bombillas posible y disminuir el consumo eléctrico; así como también se aprovechan las corrientes de aire para mantener un ambiente agradable, lo que representa una disminución de los costes de consumo y mantenimiento de estas unidades respecto aquellas representativas de la arquitectura tradicional.

Por otro lado, después de su vida útil, las casetas de obra prefabricadas pueden ser desensambladas y recicladas para darle uso a sus partes en la generación de nuevos productos y ayudar así a preservar el medioambiente.

Siendo el presupuesto uno de los puntos clave a considerar para emprender un proyecto, el tema de la relación coste-beneficio es muy importante al momento de tomar decisiones. El uso de materiales de excelente calidad y el ritmo de producción rápido y constante hacen de la adquisición de casetas de obra prefabricadas una inversión llamativa debido a su bajo coste de producción.

En relación a los modelos tradicionales, el ahorro con casetas prefabricadas puede llegar a representar un 30% menos de inversión al momento de la adquisición por el tipo de materiales empleados para su construcción, mientras que el tema del transporte no representa un mayor impacto debido a lo ligeras que son las mismas.

Estos costes apenas representan el ahorro inmediato en la compra, pues además debe tomarse en cuenta la disminución sustancial de los costes de reposición, pues la facilidad de movilidad de las casetas garantiza que estas puedan utilizarse en diversidad de proyectos.